La noche de Walpurga de Gustav Meyrink

La noche de Walpurga  El Golem puede ser una novela excepcional. No lo sé, no la he leído. Las connotaciones, las interpretaciones, el símbolismo quizá me atraigan, pero como La noche de Walpurga se me ha atragantado tanto (hasta el punto de querer borrar el blog para dedicarme a la contemplación estelar), creo que pasará mucho tiempo antes de plantearme volver a leer algo de Meyrink.

Los motivos son completamente subjetivos. Su prosa recargada me ha aburrido hasta dormirme. Todo es melancolía, añoranza, esoterismo, grises. Pesado. Sin historia. Hablando en plata, un soberano coñazo. Sin embargo, una vez más, me he enfrentado a la incomprensión. Os invito a buscar esta novela en Google y a leer sus reseñas. Después a leer La noche de Walpurga. Si vuestra opinión se aproxima a la mía, os haréis las mismas preguntas. Como esta: ¿de dónde sale tanto análisis y tanto entusiasmo? ¿Por qué yo no lo veo?

Ayer fue el Día del Libro. Un supuesto escritor con muchas ventas a sus espaldas dijo la palabra “hiper” como acompañamiento a su discurso de un minuto unas diez veces. “Sí”, pensé, “es posible que no veas la belleza en la mitad de lo que lees, pero tienes que seguir con el blog. Para compensar.”

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s