El libro del cementerio de Neil Gaiman

  Lo compré porque algo que leí en esta reseña de Sarah Manzano me llamó la atención: que la historia transcurriera en un cementerio y que tuviera como protagonista a un bebé. Pero yo ya conocía a Neil Gaiman por The Sandman, el cómic sobre el que un compañero de trabajo y yo hablamos en muchos descansos mientras comíamos. Bueno, él me transmitía su entusiasmo y yo apuntaba mentalmente que quizá Gaiman fuera una buena opción para un futuro.

Como decía, El libro del cementerio es la historia de un bebé adoptado por fantasmas en un cementerio después de que su familia sea asesinada. A medida que el niño llamado Nadie Owens crece, sus experiencias con el mundo fantástico que le rodea van aumentando: vampiros, hombres lobo, ghouls, magia antiquísima y sí, seres humanos. Es literatura juvenil pero Gaiman no trata a los chavales como si fueran tontos, lo que me ha dejado un agradable gustillo. No es previsible, no es ñoño, es algo poeta, duro cuando tiene que serlo, tierno en su justa medida, sabe rematar una historia y ha escrito los epitafios de ficción (o no) más originales que he leído. Y aunque no recomendaría El libro del cementerio a todo el mundo ni me ha vuelto loca del entusiasmo, siento que se me escapa algo al no haber leído toda su obra y de verdad valoro su interés por tratar a los jóvenes como seres igual de inteligentes que el resto. Por primera vez en mucho tiempo, entiendo el entusiasmo de los demás aunque no lo comparta del todo. Eso significa que estoy madurando.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s